La Taconera

La TaconeraLos hechos tienen lugar en un barrio muy antiguo en la calle de Juárez en su extremo oriente en coahuila, por los años cuarentas en una casa modesta vivía una dama junto a una anciana su madre que tenia noventa años la cual requería de muchos cuidados por lo avanzado de su edad, la dama por su parte era una mujer a un joven pero que ya habia entrado a la edad de cierta madurez, el vecindario no le conocía novio alguno pero señalaban las habladurías del barrio que sostenía amoríos con un hombre que tenia su morada en unas casas de adobe en un establo atrás de los terrenos sitio en ese entonces lejano de la traza urbana, por esos tiempos la colonia republica casi no existía, en esa relación amorosa habia una situación curiosa y fuera de lo común ella era la que todas las noches acudía a visitarlo haciendo un largo recorrido partiendo de Juárez al poniente su paso era con cierto garbo pero lo característico era lo ruidoso de su taconeo la actitud y las frecuentes salidas nocturnas de la dama contrariaban mucho a su madre tanto como las habladurías de la gente como por el abandono que la tenia, ante aquello no faltaron vecinos que insistían a la dama para que le diera atención a la anciana pues llego a tal descuido que por lo menos tres a cuatro noches a la semana se quedaba sin alimento alguno, la situación duro casi algunos años hasta que una noche al regresar la dama de sus locas aventuras amorosas encontró muerta a la ancianita sentada en un viejo sillón, el funesto desenlace la sorprendió sola sin el auxilio físico de alguien o el espiritual de un sacerdote, pasando un tiempo del fallecimiento de su madre, la dama comenzó a ser presa del arrepentimiento los remordimientos no la dejaban no acudía a las citas con su amado hasta que un día cuenta la conseja que ella a su ves murió de pena, meses después de ese acontecimiento corrió el rumor en el barrio sobre un extraño fenómeno de orden para normal relacionado con la dama, decían algunos vecinos que se escuchaba su taconeo alrededor de las 12 de la noche o veían una silueta esfumándose caminando delante de ellos sus apariciones fueron cada ves mas frecuentes y hubo quien afirmara que una noche se atrevió a seguir el taconeo, lo impresionante del caso es que quien se atreve a seguir el taconeo parece nunca darle alcance y que las personas que caminan encontra no escuchan nada, el recorrido es coincidente al mismo que la dama hiciera en vida para ver a su amado.