Leyenda del fantasma de canterville

Cuenta la leyenda que en el castillo de canterville habitaba un fantasma el cual había sido condenado a vivir en el castillo para siempre después de que mato a su esposa que le había sido infiel.
Muchas familias intentaron vivir en el castillo pero siempre el fantasma las asustaba, pero un día llego una nueva familia, ellos de inmediato conocieron al fantasma porque este intento asustarlos, pero ellos no le temían, incluso se burlaban de el. Con el tiempo la familia comenzó asustar al fantasma.
El fantasma se preguntaba que podía hacer para poder asustar a la familia, en ese momento apareció Virginia, la hija menor de la familia que asustaba al fantasma. Ella le pregunto porque no se marchaba del castillo, él le conto porque no podía marcharse, pero que si una persona le prendía una veladora al fantasma entonces este sería libre, entonces ella fue al escondite del fantasma y le prendió una veladora, en ese momento el fantasma quedo libre.