Leyenda urbanas de Albert Einstein

Leyenda urbanas de Albert EinsteinAlbert Einstein y su chofer. La cara de Albert Einstein es conocida mundialmente, pero cuando este famoso personaje vivía este no era el caso, aunque las personas conocían su fama, muchos aun no tenían el privilegio de saber cómo lucia, esto lo llevo hacer una de las mejores bromas de la historia, al menos eso es lo que cuenta las personas.
Cuenta la leyenda que Albert Einstein se sentía cómodo al viajar en automóvil, pero no le gustaba conducir, pero como tenía que viajar todos los días para dar conferencias, había contratado a un chofer para que lo llevara a cada sitio.
Un día Albert Einstein le dice a su chofer que ya estaba cansado de repetir lo mismo todos los días, el chofer le contesta que él podía tomar su lugar en la siguiente presentación, él ya había estado presente en muchas otras y ya sabía todo lo que debía decir, pero lo más importante era que nadie en ese lugar conocía a Albert Einstein en persona. Ese día antes de llegar a la siguiente conferencia, ambos cambiaron de ropa y el chofer llego y comenzó a dar la conferencia mientras Albert Einstein lo observaba desde la parte posterior.
Cuando el chofer termino, una de las personas se levantó y realizo una pregunta, el chofer sin saber que decir, le contesto, “esa pregunta es muy fácil, hasta mi chofer que está sentado en la parte posterior puede contestarla”, y lo hizo, dejando a todos impresionados.