Leyendas mapuches

La culebra. Hace mucho tiempo, en el sector rural de Barrios Arana vivió una familia formada por dos mujeres y dos niños, uno de los niños tenía apenas 2 o 3 meses de edad. En los afueras de la casa había una cueva cuya entrada estaba semitapada por pastizales. La joven preocupada al descubrir que su pequeño bebe de apenas meses de edad presentaba heridas en la boca como si fueran irritaciones producidas por algún tipo de infección. No supo en ese momento a que se debían esas heridas ya que él bebe solo tomaba pecho. Un día la joven estaba sola en el patio cuando de pronto vio una culebra que se acercaba a ella. Se quedó paralizada un tiempo por el terror. Llego la otra mujer y al ver la culebra la mato en ese mismo momento.