Una leyenda mexicana

El muchacho en la bicicleta. En el cerro donde se encuentra la estatua de Cristo Rey, llamado Santa Catalina, de entre los árboles de ese lugar se alcanzaba a distinguir a un joven en bicicleta. Muchos dicen que vestía de negro y con aspecto de muerto, y justo antes de tocar el pozo se esfumaba y aparecía en otra parte más alta de la montaña.
Según la gente este chico solo se aparece en semana santa saliendo del pozo ya que se dirige a pagar un sacrificio que cuando vivía no lo pudo lograr, aunque este pozo ya no este algunos sólo lo hacen para evitar que los jóvenes salgan tan noche de sus casas y no anden vagueando por las noches y mucho menos solos.